Comprar Cinta De Correr

Comprar Cinta De Correr

Si busca una manera de mantenerte en forma, realizar caminatas o trotar sin restricciones, comprar una cinta de correr, puede ser tu opción ideal o tal vez la única viable. La rutina actual consume mucho tiempo, todo se debe hacer rápidamente y en ocasiones pareciese que todas las tareas se juntan de forma repentina. Así que no estaría demás tener una caminadora de banda en la comodidad de tu hogar u oficina.

En nuestra tienda online encontrarás una amplia gama de cintas de correr, todas de muy buena calidad, tamaños y funciones diferentes, así como precios muy económicos hasta llegar a los de gama alta. Pero no te preocupes, gracias a nuestros filtros de búsqueda siempre encontrarás un equipo que se adecue correctamente a tus necesidades y presupuesto.

Por otra parte, es importante señalar que todos los productos que vendemos en nuestro ecommerce cuentan con hasta dos años de garantía, algo que no es muy común en el mundo de los aparatos deportivos, pero que nosotros hemos decidido sumar como otro beneficio para nuestros clientes.

Si aún no sabes que cinta de correr comprar, no te preocupes, porque este artículo es la guía más completa que podrás encontrar en la web sobre este tipo de productos. Y lo mejor de todo, es que al terminar de leerlo podrás comprar tu cinta de correr en nuestra tienda eligiendo la mejor relación calidad-precio, por lo que siempres saldrás ganando. Así que comencemos…

¿Qué es una cinta de correr?

Una cinta de correr, es una máquina que te permite correr, trotar o andar sin necesidad de moverte de un mismo sitio. Actualmente es el equipo fitness más vendido a nivel mundial, porque no solo ayuda a tener un buen entrenamiento cardiovascular, también permite bajar de peso y ganar resistencia física, que son los principales elementos que debe alcanzar una persona con sobre peso.

Por otro lado, las cintas ergométricas (Otro nombre con el que se le conoce), casi no producen ningún tipo de lesión, más allá de que la persona haga un mal movimiento y se resienta el tobillo o se lo doble, pero no es algo que ocurra de forma natural ni de manera frecuente. Esta es la principal razón por las que son las favoritas del público, además de que cuentan con una amplia variedad de ajustes, ideales para adaptar la sesión de ejercicio a los requerimientos físicos de cada persona.

Principales tipos de cintas de correr.

En el mercado existen dos tipos de cintas de correr, que son las siguientes:

Cinta con motor o eléctrica: Estas cintas tal como su nombre lo indican, hacen uso de un motor de tipo AC o DC, para mover la banda y establecer el ritmo de velocidad en que se debe correr. La ventaja de este tipo de modelo es que se puede variar tanto el ángulo de inclinación como la velocidad, mientras se está utilizando el equipo, es decir sin tener que bajarse de la cinta, lo que es realmente bueno porque se puede pasar fácilmente del calentamiento a la rutina de ejercicio de ese día.

Cinta sin motor o manuales: También conocidas como cintas de correr magnéticas. Son el modelo más económico que podrás encontrar en el mercado, se mueven gracias a un cierto grado de inclinación y una rueda interna que gira en la medida que tú caminas, trotas o corres. Funciona 100% con la fuerza de tracción que le provea el usuario y requiere que todo ajuste de pendiente o inclinación de realice de forma manual y con la máquina totalmente parada.

¿Qué cinta de correr comprar?

Ahora si entraremos un poco más en materia, porque te vamos a explicar cuáles son los elementos que deberás tomar en cuenta para elegir tu cinta de correr ideal. No todos los modelos logran el nivel de acondicionamiento que tu requieres algunos son un tanto deficientes y otros los pueden exceder grandemente. También depende la razón por la que este comprando este equipo, no es lo mismo usar la cinta de correr para mantenerte en forma, bajar de peso o por uso terapéutico, como por ejemplo, recuperar la movilidad de una pierna o mantenerla en funcionamiento. Todos estos datos ayudarán a que elijas el modelo adecuado para ti, y por supuesto el factor decisivo para mucho, el precio.

Pero veamos con más detalles que cosas deberás evaluar antes de comprar tu equipo para ejercitarte.

  • El usuario: Como ya dijimos, para obtener exactamente lo que estás buscando deberás empezar analizándote a ti. Primero que nada debes ser consiente tanto de tu peso como tu altura, para elegir el equipo que te sea más cómodo y pueda sostenerte. Lo siguiente será, el tipo de entrenamiento que requieres, necesitas una caminadora que tenga energía constante para hacer entrenamiento de alto rendimiento, es importante que tenga varios grados de inclinación o que hasta pueda emular diferentes tipos de terrenos, todos estos son ajuste posibles, pero solo tú sabes si los necesitas todos.
    Otro punto a tener en cuenta es si la máquina solo la usará una persona o es para toda la familia, porque si la van a utilizar varias personas se necesitará una cinta de correr de calidad superior que tenga mucha más durabilidad y cantidad de opciones que se puedan ajustar a cada individuo y rutina de ejercicio, tal como ocurre con las que se encuentran en los gimnasios.
  • El lugar donde la usaras: El espacio que tienes en casa siempre será una de las limitantes al momento de elegir tus equipos de fitness, porque necesitan de un espacio holgado para trabaja de forma eficiente. Antes de enamorarte de cualquiera de los modelos de nuestra tienda, te recomendamos que midas las dimensiones del lugar donde colocarás la cinta de correr, porque si es pequeño, lo mejor es que compres una de menor calidad que abarque pocos metros, aunque te puedas costear una mejor o si lo prefieres puedes comprar un modelo plegable que te permita retirarla fácilmente en cualquier momento.
  • Programas de entrenamiento: La mayoría de los modelos eléctricos cuentan con programas de ejercicio pre-programados, esto te ayudará a ir escalando en tu rutina y además te permitirá variar tu sesión de ejercicio, algo que tu cuerpo agradecerá mucho porque ya está comprobado que realizar la misma rutina una y otra vez sin cambio, aparte de aburrido, tampoco es eficiente dado que siempre entrenarás los mismos músculos y dejarás otros de lado.
  • Potencia del motor: Obviamente esta característica solo aplica a las cintas de correr eléctricas. El motor es lo que mueve la cinta y por supuesto que a mayor potencia, de mejor calidad será tanto la máquina de ejercicio como tu rendimiento. Pero debes tener en cuenta que las cintas más modernas cuentan con 2 motores, uno que mueve la cinta y otro que cambia el ángulo de la misma. Para saber cuánta potencia necesitas para tu condición física y tipo de entrenamiento te indicamos lo siguiente: Si solo quieres caminar 1 CV (caballos de fuerza) será más que suficiente, para trotar 1,5 CV y para correr de 2 CV para arriba.
    En líneas generales lo ideal es adquirir un cinta de correr que tenga un motor entre 2 y 4 CV de potencia, se trataría de una gama media con suficiente velocidad para ofrecerte la dificulta y el reto que estás buscando. En pocas palabras, te hará sudar la gota gorda.
  • Velocidad máxima: Esta es una característica que suelen obviar muchos usuarios al momento de comprar su cinta de correr y luego lamentan. Muchas cintas de correr que son económicas suelen llegar a una velocidad que no es un reto para nadie. Por regla general cuando vayas a comprar este tipo de equipos, si es solo para ejercitarte de forma continua pero sin mucha presión una que alcance como velocidad máxima 12 kilómetros por hora es más que perfecta para ti. Pero si hablamos de alguien que suele participar en carreras y eventos deportivos, la mejor opción es la que logra llegar a los 16 kilómetros por hora, realmente te acelerará el corazón.
  • Grado máximo de inclinación: La inclinación que puede alcanzar tu cinta, también es un factor a tener en cuenta porque estos pocos grados hacen una gran diferencia en tu cuerpo y el nivel de exigencia que le das a tu sistema cardiovascular. La mayoría de las cintas se pueden inclinar entre 7, 10, 12 y 15%, algunas más profesionales también cuentan con pocos grados como 1 o 2% para el precalentamiento y también a la hora de ir bajando la frecuencia cardiaca después de la rutina de ejercicios. Pero ojo, si tienes problemas a nivel de los tobillos, lo más recomendable es no usar la inclinación de la máquina y siempre correr en plano.
  • Amortiguación de la máquina: Esta es una característica que deben evaluar aquellas personas que se encuentran muy pasadas de peso o que tienen lesiones esqueléticas importantes (Fracturas o fisuras ya soldadas). La amortiguación de la cinta de correr es lo que impide que se causen lesiones en el cuerpo, ya en la manera que se encuentra diseñado este aparato casi no produce lesiones, pero si estás muy gordito o tienes puntos débiles en tu estructura ósea lo más recomendable es que optes por sistemas de amortiguación un poco más costosos como el Protech Plus o el sistema Softrack.
  • Estabilidad: La estabilidad tiene que ver con el peso y tamaño de la cinta de correr. Mientras más pesada sea más estabilidad tendrá, pero también influye tus medidas en esta característica. Comprar una cinta de correr grande si eres alto, no es solo una recomendación para lograr mayor comodidad, también es lo que evitará que la cinta se mueva o voltee contigo encima, lo mismo aplica si estás muy pasado de peso para tu altura, deberás comprar un equipo pensado para personas más altas que el peso que tienes sea lo normal. Por ejemplo un corredor que mida 1,80 metros deberá comprar una cinta de al menos 46 x 130cm, alguien un poco más bajo se puede conformar con una de 42 x 127cm.
  • Consola de programación: La consola no es solo el lugar donde están los programas de ejercicios preinstalados, también es el centro de información que te indica tu rendimiento y dependiendo del modelo (Si tiene sensores o no) evalúa tu ritmo cardiaco. Si tienes problemas visuales deberás comprar un modelo con una pantalla grande, que suele ser un poco más costoso. Lo mismo aplica si deseas una cinta de correr con muchos programas de entrenamiento son más caras, pero también se trata de un equipo de gama alta.

Características de las cintas de correr.

Las características de las cintas ergométricas dependerán del tipo que hayas adquirido, es decir, si se trata de una con motor o una manual. Pero en líneas generales lo que no puede faltar en tu equipo es lo siguiente:

  1. Cambio de velocidad: Obviamente es un punto delicado sobre todo en las que poseen motor, ya que en la manual tú eres quien proporciona la velocidad. No obstante toda cinta te debe permitir caminar, trotar y correr.
  2. Cambio en la inclinación: Sin importar el modelo, todas las cintas permiten ir graduando la inclinación para hacer que el ejercicio sea cada vez más intenso. Solo que las manuales se deben graduar antes de montarse a realizar la rutina, en cambio en las de motor puedes efectuar todos los cambios que desees sin tener que abandonar la máquina.
  3. Que se guarde con facilidad: A menos de que tengas un lugar exclusivamente para tu cinta de correr, lo más recomendable es comprar un equipo que puedas plegar y guardar fácilmente en algún espacio de tu casa donde no se dañará ni estorbará.
  4. Pantalla: Es sumamente importante que tu equipo cuente con una pantalla donde se puedan visualizar fácilmente las métricas de rendimiento. Esto te permitirá saber cuánto has progresado y motivarte a vencerte cada día un poco más.
  5. De bajo impacto: Las cintas de correr son uno de los equipos más seguros al momento de ejercitarse, por eso se los recomiendan a personas que se están recuperando de una lesión, necesitan terapia física o deben volver a caminar.

Beneficios de la cinta de correr.

  • Quema calorías y ayuda a reducir peso.
  • Mejora la salud cardiovascular.
  • Fortalece músculos y huesos.
  • Aumenta la energía y la resistencia en el usuario.
  • Mejora el estado anímico y emocional.
  • Ayuda a conciliar el sueño.
  • Permite entrenar aunque la agenda este saturada.
  • Es una de las mejores formas de medir el progreso del entrenamiento ya que cuenta con una amplia gama de variables a monitorear.
  • Es un equipo fácil de usar y se adapta a todo tipo de usuario.
  • Las cintas de correr son mucho más seguras que correr al aire libre, porque no tiene obstáculos ni desniveles.
  • Se trata de una máquina ideal para toda la familia, ya que cada quién puede incluso guardar su propia rutina para evitar perder el tiempo programando la sesión.
  • Este equipo de fitness es uno de los que permite quemar mayor número de calorías en la comodidad de tu hogar.

¿Qué es mejor una cinta de correr con o sin motor?

En realidad, la respuesta a esta pregunta viene dada más hacia la relación comodidad – Precio. En realidad, las cintas de correr con motor son muy superiores a la manuales, sobre todo porque las primeras si representan un reto para el usuario.

Las cintas de correr con motor pueden imitar diferentes tipos de superficie, te permiten cambiar el grado de inclinación sin tener que parar en tu rutina simplemente para hacer el recorrido más o menos empinado, por lo general suelen medir todas las variables importantes de tu rendimiento y son mucho más robustas y estables que las que no tienen motor.

Ahora bien, la diferencia de precio entre un tipo de cinta y otra, si es bastante amplio, incluso en nuestra tienda online donde contamos con las mejores ofertas del mercado. El mejor consejo que te podemos dar es que ahorres un poco más y compres una cinta de correr con motor, porque a la larga te ofrecerá mayores beneficios que una manual. Pero si se compra con fines terapéuticos o para personas de la tercera edad, si puedes realizar la inversión en una cinta ergométrica sin motor, porque el usuario no necesita tanto mejorar fuerza y resistencia, simplemente mantener los músculos activos y el sistema cardiovascular trabajando.

¿Cómo tensar la cinta de correr?

Acomodar la tensión en una cinta de correr nueva, es algo bastante común, puesto que el aparato jamás se había usado y el roce continuo de los rodillos con la cinta la tiende a estirar un poco.

Para saber cuándo deberás volver a tensar la cinta simplemente deberás pararte sobre ellas, si te das cuenta que esta se desliza un poco o se arruga, pues llegó el momento de tensarla.

Debes buscar una llave Allen o tomar la que debió traer el equipo y dirigirte al rodillo trasero, es decir el que queda a tu espalda cuando este sobre la cinta. Allí verás unos pequeños orificios en la parte posterior, deberás girar el tornillo tan solo ¼ de diámetro (nuca sobre pases esta medida de rotación). Una vez lo hayas hecho súbete de nuevo a la cinta y si sigues sintiendo que se desliza, repite el proceso.

Es importante que sepas como tensar tu cinta porque con el tiempo y el uso ella se irá estirando, incluso puede llegar a desgastarse tanto que deberás comprar un cinta nueva, en ese caso si será necesaria la ayuda de un técnico, pero no te preocupes, el desgaste total de una cinta para máquina de correr estática lleva muchos años.

Esperamos sinceramente que esta guía haya respondido muchas de tus dudas y te permita utilizar sabiamente nuestros filtros de búsqueda para que des exactamente con el modelo ideal para ti y tus fines deportivos.

Como regla general con respecto a las máquinas para fitness, es mejor que no escatimes mucho en el precio, porque puede que termines adquiriendo un equipo que no se adapte a tu rutina o que no soporte tu nivel de entrenamiento, lo que equivale a terminar sintiendo que has tirado el dinero a la basura.

Evalúa los puntos más importantes que debe tener tu cinta de correr que son: Velocidad máxima, inclinación máxima, algunas rutinas de ejercicio pre-programadas, dimensiones en relación a tu tamaño peso y por supuesto que tenga un buen grado de inclinación y las estadísticas más importantes para medir tu progreso.

¿En qué puedes escatimar? No es necesario que sea la máquina más rápida del mercado, a menos que tú seas un atleta de alto rendimiento. Tampoco debe tener mil programas de ejercicio, porque a la larga la mayoría de las personas suelen elegir los mismo 3 programas por lo general. Si tienes lesiones a nivel de los tobillos, tampoco necesitarás que se incline, porque la inclinación en cualquier grado puede ser perjudicial para tu salud. Por último, tampoco es necesario tener el sistema de amortiguación más avanzado del mercado, sobre todo si tu régimen de ejercicio no implica demasiado esfuerzo o impacto.

Es importante aclarar que en nuestra tienda online encontrarás una amplia variedad de modelos y lo mejor de todo es que todos cuentan con hasta dos años de garantía, una ventaja que no muchas tiendas virtuales o física le ofrecen a sus compradores. También contamos con personal técnico que te puede asesorar tanto al momento de la compra, como si tienes algún problema con tu equipo.

Recuerda que para nosotros lo más importantes es tu satisfacción, por esta razón es que buscamos ofrecerte toda la información más relevante sobre los equipo para que al momento de elegir lo hagas con conciencia y un alto grado de conocimiento.

Así que no esperes más, navega por nuestra tienda y encuentra tu cinta ideal.

pago seguro

Pago Seguro 100%

Puedes pagar con PayPal / MasterCard / Visa

garantia

Productos Garantizados

Todos nuestros productos cuentan con garantía oficial del fabricante de 2 años

entrega

Venta e instalación inmediata

Podrá disponer de su compra en un plazo corto de tiempo.

me-gusta

Atención personalizada

El mejor equipo de especialistas listos para ayudarle.