Comprar Panificadora

Comprar una panificadora en electrodomesticosymas.com, es muy sencillo, tan solo tienes que hacer un par de clics y tendrás el modelo que deseas en menos de lo que piensas. Porque somos la tienda más adecuada a la hora de elegir entre estos electrodomésticos. Siempre teniendo los de mejor calidad, al mejor precio y con todo lo que necesitas saber.

Ver Filtros

Mostrando 1–12 de 16 resultados

¿Cansado de comprar panes y bizcochos procesados sin ningún tipo de valor nutricional? Pues ya puedes olvidarte de eso si compras una panificadora en nuestras tiendas. Quedarás impresionado como este pequeño equipo para el hogar puede ayudarte y darte tantos beneficios. Y si no nos crees, continúa leyendo.

¿Qué panificadora comprar?

Disfrutar de un pan delicioso y sano al mismo tiempo es totalmente posible. Y no, no tienes que gastar toneladas de dinero en ir a tiendas orgánicas para obtenerlo. Puedes lograr hacer tu propio pan casero, con la cantidad de fibra adecuada y sin esas grasas innecesarias en la comodidad de tu hogar. Pero ¿Qué pasa cuando no tienes los implementos necesarios?

Muy sencillo, puedes comprar una panificadora, un elemento que te dará más beneficios de los que imaginas. Pero antes de proceder con la compra, toma en consideración los siguientes aspectos importantes.

La capacidad y potencia

El tamaño sí importa a la hora de comprar panificadora, porque es directamente proporcional al tamaño y peso de tu pan. De esta manera, la capacidad de estos aparatos suele ir entre 600 gramos hasta el kilo y medio. Tomando en cuenta que una barra de pan común pesa unos 250 gramos y la cantidad de barras de pan consume tu familia, tendrás que calcular la capacidad que necesitas en tu panificadora.

Claramente, no harás una barra de pan todos los días. Por lo que lo mejor que puedes hacer es tomar en cuenta cuantas personas son en el hogar y cuanto pan consumen al día. Si esto te resulta en cifras altas, pues opta por la panificadora de mayor capacidad. Por otro lado, también debes considerar la potencia, que también depende del tamaño, pero también de la rapidez del equipo.

Entonces, mientras más funciones tenga, mayor capacidad y mayor sea su rapidez, necesitara de más potencia o vatios. Así que lo más recomendable es que optes por una panificadora que tenga una mayor a los 500W, tomando en cuenta que hay algunas que pueden llegar hasta los 1700W.

Programación del equipo

Te sorprendería la cantidad de cosas que pueden programarse con las panificadoras modernas. Desde diferentes tipos de horneados, porque no todas las masas son iguales, hasta programas específicos para hacer pan sin gluten. Así que si quieres un equipo que sea versátil, debes buscar aquel que tenga diversas funciones y programas.

De esta manera, no solo harás pan casero, sino bollos, pastas y hasta mermeladas con un solo aparato. Ahora sí debería convencerte de que esta es una inversión bastante funcional en el hogar. Aunque claro, si el factor precio es importante para ti y no crees necesarias algunas funciones, puedes fácilmente prescindir de ellas y quedarte con lo básico.

Accesorios

Deberías comprar la panificadora que tenga los accesorios básicos. Y ¿Por qué no? Una que tenga otros más interesantes de usar en la cocina. Por ejemplo, casi todas suelen venir con un vaso medidor, una cuchara para medir, un molde, la hélice para amasar y un gancho. Pero hay otras que pueden tener un molde extra para jugar con los tamaños del pan.

Por otro lado, también deberías buscar una que tenga un buen recetario que te inspire a crear tus primeras maravillas en este pequeño, pero funcional artefacto para el hogar.

Relación calidad-precio

Comprar panificadora siempre es una buena inversión si conoces lo que necesitas. Todas las características anteriores también se relacionan directamente. Cosas como la marca, la potencia, la cantidad de funciones y accesorios siempre aumentan el precio, pero no significa que haya opciones económicas con buena calidad.

El factor precio siempre es condicionante, pero no te dejes engañar por esas panificadoras de menos de 70 euros, porque puedes no encontrar los resultados que buscas. En cambio, opta por modelos conocidos en el mercado que vayan más allá de ese estándar de precio. Claro que los más sofisticados pueden llegar hasta los 300 euros gracias a sus múltiples funciones.

Así que, si deseas sacrificarte por uno de estos modelos, o simplemente tienes el dinero suficiente para hacer esta inversión ¡Ve por ello! Pero si no es así, no importa, puedes lograr mucho con un modelo básico, económico, pero de una buena marca.

Otras características a considerar

Algo que debes considerar es el apartado técnico y funcional antes de comprar una buena panificadora. Por ejemplo, ¿Cómo es la calidad del pan? ¿Dejará una buena textura? Esto lo puedes saber gracias a las múltiples reseñas que hay en la web. Por otro lado, debes saber que estas emiten ruidos cuando están funcionando, así que, si te molestan los ruidos, deberías dar prioridad a comprar una más silenciosa.

¿Qué es una panificadora?

Debes saber que hacer pan siempre ha sido un trabajo muy arduo. Comenzando por mezclar los ingredientes y pasar unos cuantos minutos amasando, hasta dejarlo reposar para que actúe la levadura. Todo esto lleva mucho tiempo, y eso que no hemos mencionado el tiempo de horneado. Pero esto no tiene que ser así si tienes una panificadora.

Este pequeño electrodoméstico que no supera los 2 kilogramos de peso puede automatizar desde el proceso de mezclado, el amasado, el leudado, hasta el horneado. Así que básicamente no tienes que hacer nada, simplemente agregar los ingredientes y esperar unos cuantos minutos. Simplemente suena como una maravilla ¿No?

Tipos de panificadora

Antes de comprar panificadora debes saber que hay algunas que se diferencian por ciertas características. Cabe destacar que solo nos enfocaremos en panificadoras domésticas. Así que presta atención a cada uno, de esta manera sabrás cual es más conveniente para tu uso personal.

Panificadora sin teflón

El teflón es usado comúnmente para implementos de cocina por su alta resistencia al calor. Sin embargo, su fabricación suele ser muy contaminante, además de que emite gases tóxicos a cierta temperatura que se pueden adherir a los alimentos. Aunque no haya estudios 100% comprobados de que el teflón cause problemas de salud, prevenir es mejor que lamentar.

Así que en el mercado te encontrarás también panificadoras que carecen de este material. Por lo que sí es algo que te preocupa, entonces debes optar por modelos que tengan este tipo de característica.

Panificadora sin gluten

El pan sin gluten con buen sabor es difícil de conseguir, si hay alguien en el hogar con la enfermedad celiaca o alguna condición similar, ya debes saber esto. Pero cuando tienes una panificadora de este tipo tu puedes controlar que sabores colocar a tu pan sin gluten y hacerlo mucho más apetecible para todos. Y lo mejor es que no son exclusivas.

En el mercado encontrarás una gran variedad de marcas que se pueden programar para hacer pan sin gluten. Es decir, pueden hacer que la masa tenga elasticidad y se levante sin ayuda de este aditivo. Así que es una gran ayuda para aquellos que no puedan consumir gluten, pero quieran los mismos sabores de un buen pan o masa para pizzas.

Panificadora automática

Aquí hay una trampa, porque en realidad todas las panificadoras son automáticas. ¿Quieres una panificadora manual? Pues tendrás que hacer el trabajo de mezclado, amasado, elevado y horneado tú mismo. Pero siempre hay algunas marcas que quiere agregar que son automáticas como una de sus características para tener mejor publicidad.

Así que, como consejo, no te dejes engañar por este aspecto. Compra la panificadora que tenga las mejores características en base a tus necesidades específicas.

Partes de una panificadora

Aquí no nos dilataremos demasiado, simplemente te explicaremos lo básico de las partes antes de que vayas a comprar panificadora. De esta forma, comenzaremos con el motor eléctrico que es el protagonista en el proceso de amasado. Este se encuentra en la base de la panificadora y activa la pala mediante una correa.

La pala, por su parte, está en el fondo del recipiente donde va el pan y gira para amasar los ingredientes. En dicho sentido, el recipiente es una simple cubeta metálica en donde se amasa y se hornea el pan. Suelen tener un recubrimiento antiadherente para mejorar la extracción del producto final. Ahora bien, el horneado sucede cuando la resistencia ubicada en la base es activada por el panel de control.

Dicho panel también controla un sensor de temperatura que regula el calentamiento, además de los diferentes ciclos y programas que dependen del tipo de masa que estés cocinando. Cosa que puedes manejar afuera del equipo con una serie de botones simples. Y así de simple es cómo estos equipos funcionan.

¿Cuáles son las ventajas de tener una panificadora?

Ya te hemos explicado casi todo sobre las panificadoras, pero si has llegado hasta acá es porque seguramente no estás convencido de que estos electrodomésticos son para ti. Así que nos hemos tomado la molestia de señalar algunas ventajas importantes que tienen, para que así puedas tomar la decisión que puede cambiar tu manera de ver el pan y otros alimentos.

Fácil de utilizar y mantener

En primer lugar, hacer pan de la manera tradicional requiere de practica y de mucho sacrificio. Pero con una panificadora solamente tienes que saber la cantidad de ingredientes que necesitas para tu receta de pan, o lo que sea que vayas hacer. Luego solo requieres conocer las funciones básicas del aparato y estarás listo para hacer tu propio pan, sin ni siquiera trabajar.

Por otro lado, el hacer pan también necesita de mucho aseo en la cocina, y es algo que también te ahorra la panificadora. Porque solo tendrás que limpiar las cubetas desmontables una vez hayas sacado el pan de ellas. Al mismo tiempo, el mantenimiento de este tipo de equipos es muy sencillo y no requerirá de refacciones en mucho tiempo.

Ahorras dinero

Una panificadora consume mucho menos energía que un horno tradicional, puesto que solo tienen un consumo eléctrico en el momento en que están siendo usadas. No consumen gas ni otro tipo de combustible, así que ya puedes advertir un ahorro en las facturas de la electricidad y gas si has optado por comprar panificadora.

Sin mencionar que hacer pan casero con este método es mucho más económico que comprar en el supermercado o en tiendas orgánicas.

Ganas un nuevo hobbie familiar

Hacer pan nunca fue tan divertido y sencillo como presionar un simple botón. De esta manera, no solo ganas un pasatiempo de hacer estos productos, sino que también puedes invitar a tu familia en este proceso. De seguro a los niños les encantará formar parte de algo tan sencillo que hasta ellos pueden manejarlo sin causar desastres en la cocina.

Puedes ser tan creativo como quieras

Seguro habrás pensado en algún momento ¿Por qué comprar un electrodoméstico para hacer una sola cosa en específico? Y pues, se le denomina panificadora solo por tener un nombre, porque en realidad puedes hacer muchas cosas además de pan. Además de encontrar diversas recetas en el manual del equipo y en la internet, también puedes improvisar las tuyas.

Puedes realizar todo tipo de dulces, bizcochos, confituras y mermeladas, masa para pizzas y hasta pastas. Así que no pienses que estas gastando tu dinero con un equipo que solamente hace pan. Porque los modelos más sofisticados dejan que tu imaginación haga lo que desee.

Mejora tu salud

Si tienes el control de los ingredientes, puedes hacer tus recetas saludables como te plazca. Así como evitar el gluten, si tienes un problema de salud con respecto a esta característica. Al mismo tiempo que evitarás consumir conservantes y otros aditivos que no son naturales, pero que suelen venir en los productos comerciales para evitar que perezcan.

Así que comprar panificadora es mucho más que simplemente adquirir un artefacto para hacer pan. Y recuerda que puedes conseguir el mejor modelo al mejor precio en nuestra tienda online. Entonces ¿Qué estás esperando para comprar la tuya?